Niños como palabra en flor que, el día de mañana, serán libros abiertos. A.







10.6.11

"LLEVA UN LIBRO EN LA MALETA" y 5.

Hemos recibido la esperada visita de Virginia Read para recoger un nuevo recado de libros con destino a su programa que pronto será también un libro para leer editado por Pintar-Pintar.
Bueno, a lo que íbamos.
Es el momento de despedirnos, de dar paso a los compañeros que empiecen 5º el año próximo y Virginia llegó temprano, con sus ya famosas bolsas grandes y una sonrisa.
Mientras nosotros hacíamos una tarea, la maestra iba poniendo pilas de libros que salían de su estantería para tenerlos ya preparados y así poder hablar un rato con Virginia.
Esta vez no nos regaló la lectura de un libro sino un Diploma de Donantes de Libros y unas chuches muy sabrosas.
Nosotros le hablamos de nuestros secretillos de clase, de la media de lecturas de este año, de la visita de un escritor al que esperamos, que ella no conoce y del que es muy admiradora, del 25 Aniversario del colegio...
La maestra le regaló un libro del Aniversario, una libreta ecológica para notas, una carpeta para sus asuntos y una historia de secretos que está relacionada con el libro que nos está leyendo "El Soñador" de Pat Muñoz Ryan (Everest)
Y, a pesar de nuestras anteriores protestas, ya teníamos preparado y firmado por todos el único ejemplar que la maestra tenía de ese libro del que no queríamos separarnos porque estamos MUY entusiasmados con la historia de Neftalí, el niño que luego sería Pablo Neruda.
Hablamos un rato, hicimos fotos de recuerdo, llenamos las bolsas y los que no habían ido la otra vez, acompañaron a Virginia hasta el coche.
Fue una hora muy aprovechada de recuerdos y que nos enseñó a compartir lo valioso, lo único, porque compartir lo que nos sobra siempre es mucho más sencillo.
¿Qué pasará ahora con la historia? ¿Será capaz la maestra de hacerse con otro ejemplar de un libro tan difícil de encontrar? Eso fue o que prometió pero...

No hay comentarios: