SEMILLAS DE FUTUROS LECTORES

Niños como palabra en flor que, el día de mañana, serán libros abiertos. A.









9.2.11

SORPRESAS Y CUMPLEAÑOS DE COLORES.

Hoy las palabras cumplen años, desde las tiernas miradas de los peques de E.I. en la clase de mi amiga Nieves García Morán a la belleza extrema de las del poeta, que también cumple hoy y por el que, estos niños y niñas de ojos como estrellas, han construido hace un tiempo su mar de luces azules al que un poema decidió echarse a navegar de pura soledad.
Hoy ha sido un día casi perfecto en el que se han dado los más sorprendentes encuentros en la palabra, en el abrazo, en el corazón de los versos, entre los pequeños y sus profesores, entre profesoras suyas que han sido mis alumnas, entre su director que fue compañero de estudios y mi amigo desde entonces.
Ha sido un día sorprendente en el que se han reencontrado muchos amigos sin saberlo. Y todo por la magia extrema de la palabra que cumple, de la emoción y de los colores que estos niños llevarán siempre en su equipaje lector, porque se saben ya"Colores y más colores" de memoria, par coeur, es decir, de corazón.
Una sorpresa ha de ser como han sido todas hoy. Sin preparar salen los pareados, nos decían cuando empezábamos a perder el miedo a escribir sobre el papel.
Y, sin preparar nada más que el corazón y las manos que tocan los sentimientos, hemos sido capaces de reír, de jugar, de improvisar regalos, de ponerles nombre, de hablar de pasado y del futuro, de reírnos y de, SER MUY FELICES y todo, todo, gracias a las palabras y un libro al que estos niños convertirán, justo mañana, en algo MUY ESPECIAL.
Hoy, en su clase, yo era la autora de "Colores y más colores" que apareció por allí así, sin más para recitar con ellos la emoción.
Mañana seré de nuevo la maestra de 6ºB, que es mi sitio, mientras que Nieves y sus artistas harán de este libro algo memorable: lo harán palabras vivas, palabras residentes en esos niños que, sembrados cuando eran más pequeños, por las palabras del poeta de las algas y del coral, las chispas, los caracoles, los amores y las madres, son la tierra fértil para los versos del futuro, y ya para cualquier libro de versos.
Felicidades para Aurelio G. Ovies que también hoy cumplió años en el Buenavista I de Oviedo donde los niños y las niñas SON de los colores cambiantes de sus poemas.
Gracias a mis compañeras y compañeros, maestros de ese colegio, porque también sonríen como niños. ¡Y eso no tiene precio cuando una se presenta de sorpresa!!

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Gracias a ti. Felicidades a ti, Rosa.d.c.h., porque contagias literatura, inyectas poesía, y eso, para los tiempos per.versos que nos viven..., eso es una lección que no puede olvidarse, no podemos olvidarlo... Un beso desde el 9 de febrero. A.

Anónimo dijo...

Rosa, los niños quedaron encantados. Gracias a tí, por compartir esos versos y momentos con ellos, y en fin, con todos nosotros...
que todo para tí sea, de color de "Rosa"...
Una mamá del cole

María A dijo...

Lo primero que me dijo al salir fue que habían tenido visita, sabía quien eras, me recitó el color rojo..., estaba encantado. Y además de la visita, la piruleta...
Gracias, mil gracias por compartir tu tiempo con ellos y hacerles partícipes de la belleza de tus versos.
Mamá de un inquieto diablillo que disfruta escuchando cuando le leemos