SEMILLAS DE FUTUROS LECTORES

Niños como palabra en flor que, el día de mañana, serán libros abiertos. A.









25.1.10

UN LIBRO HERMOSO Y SENSIBLE

Sobre Miguel Hernández se van a sacar toneladas de materiales con ocasión de su Centenario pero dudo que muchos más den en el clavo de lo que se precisa para que los niños entiendan los versos de gran oriolano.
Este maravilloso libro de EDEBE lo logra por estética y por calidad en la presentación, en la elección de los textos que se esconden entre una bella prosa, sugerente y llena de imágenes que los niños, y los no tan niños, han de apreciar. Es una especial puerta de acceso a los poemas completos que, a buen seguro, desearán leer después de que se COMPARTA con ellos la peripecia humana y creadora de Miguel Hernández. ¡¡Un libro para que los maestros regalen su voz a sus alumnos!!
Cuenta con la mano sabia de Rosa Navarro Durán, experta en acercar los clásicos a los niños que, en esta ocasión ha dado en la diana.
Hoy lo he presentado en clase, después de haberlo leído tres veces, con gran emoción, para ver el contenido y la altura del trabajo de adaptación, con el recuerdo de Serrat y de otras fuentes de mi memoria sonándome a cada paso que iba dando en el libro.
Con asombro y vi cómo algunos niños tomaban nota de sus versos. ¡¡Esto jamás me había ocurrido leyendo sólo poemas!!
Y es que el acierto del libro estriba en que los versos están ahí, mezclados con la vida del poeta, como ha de estar la poesía, para que la vayamos descubriendo y entendiendo.

2 comentarios:

M. Roser Algué Vendrells dijo...

Muy hermoso el vídeo anterior, y felicidades por el nuevo libro.
Y... hablando de Miguel Hernández,
yo me compré "el silvo del dale", pero veo que ha salido otro, o ¿és el mismo con distinta portada? Lo digo porque es también de Edevé.
Muchos besos con un mensaje de Paz.
M. Roser

Mª Rosa SERDIO dijo...

Hola Roser.
Gracias siempre por tus comentarios, tus bellos deseos y tu escucha amiga.
El libro está recién salido del horno, tanto que la comercial de centros traía un ejemplar de muestra pero...¡me delanté a comparalo porue es precioso!
No te lo pierdas.
Una paloma blanca. Rosa