Niños como palabra en flor que, el día de mañana, serán libros abiertos. A.







22.2.08

QUERIDA PIPPI:DOS PUNTOS Y APARTE.

No es que se me haya ido la olla al poner el título, como suele pasarme a veces, es que así nos dice la maestra, a alguno de nosotros, cuando le va a comentar algo importante. Y lo que hoy quiero decirte a ti lo es.
Hemos empezado a leer tus geniales hazañas y nos hemos quedado tan callados que, al ser tan raro en nosotros, la maestra siguió leyendo tanto que creíamos que se había olvidado de dictarnos un texto de Juan Farias que también nos gusta mucho.
Bueno, nosotros no empezamos. Puedo decirte que, esta vez empezó ella. ¡Y que no te suene esto a disculpa! Verás. Ya sabemos por ella, claro, es tu supercumpleaños y te tenemos sobre el calendario de clase en forma de muñeca pataslargas. Para que lo sepas, fuiste un regalo de Navidad para que empezáramos a conocerte o recordarte y a interesarnos por ti. ¿Te viste aquí en el ladito del blog? ¡Es que estás tal cual dice tu autora en el libro!
Me parece que nos lo vamos a pasar genial con tus verdaderas aventuras y que repetiremos las películas que tenemos por casa para verte en pantalla aunque yo creo que, mejor que mi imaginación, no va a haber película que valga. Es que en la editorial Juventud han publicado el libro tal como apareció al principio de tu existencia, cosa que es genial.
¿Has visto que superguapa está en la foto tu autora mirándonos con cara de intriga?
Hasta otro capítulo que tengo que repasar para ver si esta vez tengo mejor nota en el texto de ortografía. ¡Es lo que tiene no vivir contigo en el libro amarillo! ¡O en uno de esos lugares donde tú pones las reglas, incluidas las ortográficas!