SEMILLAS DE FUTUROS LECTORES

Niños como palabra en flor que, el día de mañana, serán libros abiertos. A.








19.5.09

ESTRENAMOS BIBLIOTECA PÚBLICA

Hoy hemos ido a estrenar oficialmente la Biblioteca de Pola de Laviana después de las largas obras de renovación que ha sufrido.
Está estupenda, más amplia, con los materiales en perfecto estado de uso, bien dotada de medios informáticos, o sea, como debe de estar una Biblioteca que reciba ese nombre.
Y ya se sabe, donde huela a libros nosotros estamos como peces en el agua. ¡Y qué libros! Hasta hemos visto joyas raptadas al tiempo y ejemplares de las diferentes bibliotecas habidas en Laviana en las diferentes épocas sociopolíticas vividas por nuesto pueblo.
En el Archivo Municipal hemos ojeado documentos manuscritos sobre fincas y el bibliotecario nos ha explicado la suerte que tenemos de contar con uno de las mejores lugares para hacer investigación sobre la enseñanza a lo largo de los tiempos. Por aquí pasan profesores de la Universidad para hacer sus trabajos sobre los documentos que ahora se guardan con gran mimo en sus carpetas especiales.
Vimos los planos del primer edificio del Colegio Elena S. Tamargo y de los siguientes en los que se desarrolló la enseñanza, dándonos como regalo una copia de una de sus portadas.
Nos dividimos en dos grupos para no molestar a los lectores y, mientras unos veían la parte del Archivo, otros estuvimos haciendo búsquedas de libros que nos interesaba leer usando los ordenadores con los códigos correspondientes.
No tuvimos mayores problemas y luego nos enseñaron las vitrinas que continen algunos libros antiguos del siglo XIX donados por un maestro del que vimos una foto rodeado de sus alumnos.
Juan, el bibliotecario, nos contó que este maestro iba andando a Oviedo a buscar los libros para sus alumnos. ¿Haría alguien ahora ese esfuerzo para que sus alumnos tuvieran buenos materiales?
Sus libros de clase eran geniales, con unas ilustraciones parecidas a cromos enormes. Estuvimos mucho rato mirando un atlas de la época donde vimos la España de entonces con sus posesiones de ultramar.¡Qué nombres tan exóticos! Annobón, Corisco... Y, como estamos en plena época de mapas durante las clases, pudimos comparar estos materiales y los que usamos ahora.¡Menuda diferencia!
Sólo nos faltó tiempo para LEER en la sala pero algún avispado socio se llevó el carnet y volvió con su botín bajo el brazo. Los demás ya estamos preparados para aprovecharnos de tener de nuevo en marcha la nueva Biblioteca.
Gracias a las personas que nos han acompañado y a quienes cuidan de este importantísimo equipamiento cultural del Pola de Laviana. Pronto nos veréis por ahí.

1 comentario:

ASUNCION dijo...

¡¡¡qué guapos y sonrientes estáis en las fotos!!! Cómo se nota que os gusta el lugar. Y a quién no!!!: libros, archivos, mapas, ordenadores.....Era moderna de nuevas tecnologías al servicio de la hsitoria pasada de un pueblo, una ciudad, un pais. Una combinación perfecta para una clase de mates, ¿eh?. ENHORABUENA POR ESA MAGNÍFICA RECIEN MODELADA BIBLIOTECA.
Os envío un cálido abrazo de papel, como siempre. Se que son bien recibidos, puedo oir el eco de su llegada a tierras asturianas.