SEMILLAS DE FUTUROS LECTORES

Niños como palabra en flor que, el día de mañana, serán libros abiertos. A.








8.2.10

¡CÓMETE UN LIBRO EN EL RECREO!

A veces estamos un poco "pochos" y justo es el momento de que te dejen quedarte en clase para no coger frío y merendarte un libro minetras el recreo grita allá afuera.
Otras veces resulta, como hoy, que la maestra tiene un secreto guardado en una mochila y dice que va a leer un libro entero en una clase.¡Y va y lo lee!Sí pero era de Fina Casalderrey, que es amiga suya y le gustan los misterios. Éste estaba en la mochila de Alba. (Oxford)
¿Por qué y cuándo suceden estas cosas?No es cosa de brujas, es cosa de sentido común. Veréis.
Si estás un poco pachucho lo mejor, además de cuidarte como mande tu médico, es leer algo balsámico si tienes catarro y respiras mal. Por ejemplo, poemas de hierbabuena y romero ¡¡que los hay!!Os lo digo yo. De Marina Romero, sin ir más lejos.
Si te has lesionado un pie, además de guardar reposo, cosa nada fácil si eres de los que corren mucho, lo mejor es leer libros de mucha imaginación. Pongamos "El superzorro" de R. Dahl (Alfaguara) con los que corres muchas aventuras.Tú, que eres astuto me entenderás.
Si estás triste por alguna pérdida de las que a veces suceden, lo mejor es tener un pañuelo bonito a mano y un libro como "Ojo de nube" de Ricardo Gómez (S. M.)
Si se instala la lluvia en ti, déjala irse llevando tus penas. Algún arco iris aparecerá.
Y todo esto lo sabemos porque nos rodean los libros, nos curan y nos alegran.
Ilustración de Emilio URBERUAGA.

No hay comentarios: