Niños como palabra en flor que, el día de mañana, serán libros abiertos. A.







16.11.07

A LA COMPRA DE VERSOS

Esta semana hemos estado trabajando juntos algunos aspectos de la poesía y, para practicar, hemos recibido el encargo de contar en pareados una jornada de compras. La cosa vino porque, para animarnos y que no nos saliéramos del papel cuando los versos se nos estiran demasiado, la maestra nos regaló unas hojas estupendas de color, de las que se usan para hacer la compra.
Arriba ponía SHOOPING LIST y nosotros escribimos debajo unos versos humorísticos que fuimos leyendo a toda la clase.
Pasamos una hora de lo más divertido colaborando con los demás compañeros en el arreglo de alguna rima pesada como aquella que decía:Compré sandalias de hierro /y me las meó mi perro.
Pasado un tiempo de pensar un arreglo al poema, las sandalias habían aligerado un poco y ya se podían usar aunque me parece que el perro necesita un poco más de educación canina.
Decía así el nuevo pareado: Compré sandalias de cuero / y me las meó mi perro.
Todavía nos quedan muchos pareados por leer y es porque vamos intercalando la recitación de poemas de autores famosos con la lectura de nuestras cosillas.
La maestra colabora también con este poema y la sugerencia de un libro "La mujer que cocinaba palabras" de Catalina González (ANAYA)
COMPRANDO POEMAS
(Para ti que cocinas versos gustosos)
Con carrito nuevo
me voy a la compra.
Necesito magia
para hacer mi sopa.

Me voy al mercado
con paso ligero.
Llevo mi varita
en el monedero.

Me acerco, sonrío,
saludo al tendero.
Él suele guardarme
secreto y misterios.

Me tiende un paquete
que recetas guarda.
Tiene letras tiernas
y dulces palabras.

Cuando vuelvo a casa,
el carrito lleno,
regreso cantando
y soñando en verso.

Mª Rosa SERDIO
Otoño 2007
Espero que tengáis un buen fin de semana en la nieve o deslizandoos por las páginas de vuestro libro favorito.